La India, China y el crecimiento mundial

¡Hola Bienvenidos!

Antes de iniciar me gustaría detenerme para hablar un poco de dos conceptos económicos que nos van a ayudar a entender esta situación, el crecimiento y el desarrollo económico. En términos simples, cuando se habla de crecimiento económico tradicionalmente la referencia es la tasa de crecimiento del producto interno bruto de la economía, mientras que cuando se habla de desarrollo económico es más orientado al acceso de la población a servicios básicos, educación y mejores condiciones de vida en general. Entonces cuando se habla de economías desarrolladas, como su nombre lo indica la métrica viene dada por medidas de desarrollo de su población mientras que la emergentes se determinan por crecimiento de su economía.

En términos de las economías emergentes me he concentrado en la mayoría de mis post en hablar de China, por eso hoy quiero que evaluemos algo de las perspectivas de otra economía que lleva un empuje importante y un crecimiento interesante, la India. Si bien China continúa creciendo a tasa importantes, basta ver su tasa de crecimiento de 6.8% para el último trimestre de 2016 que sorprendió positivamente al mercado que esperaba un crecimiento de 6.7%, su economía está empezando a migrar de una basada en la producción industrial a una basada en satisfacer la demanda interna, lo que reducirá la dinámica de su tasa decrecimiento.

En medio de este contexto, la india se ha convertido en una de las economías de más rápido crecimiento y si bien su situación social es complicada con una gran población que habla diferentes lenguajes, tienen diferentes credos religiosos y una organización social rígida, así como altos niveles de pobreza e inequidad su importancia dentro de las economías emergentes no puede ser negada.

Elaboración Propia. Datos tomados del Fondo Monetario Internacional

Uno de los factores claves del crecimiento indio ha sido la atracción de la inversión extranjera. Cuando los hogares en una economía no tienen tasas importantes de ahorro el sistema financiero se ve afectado, los niveles de préstamos de los bancos y de inversión son bajos lo que impide a las empresas mejorar su capacidad de producción, sin embargo, una forma de resolver esta situación a través de la inversión extranjera, en especial la directa ya que, al colocar plantas y empresas extranjeras en suelo indio, no solo genera una mayor inversión sino una mayor tasa de empleo, ingreso para los hogares y consumo interno.

En los últimos años una importante fuerza de cambio ha sido el primer ministro Narendra Modi que ha implementado importantes reformas en términos de accesos a servicios públicos y atraer inversión a la manufactura. Sin embargo, su última reforma ha sido aún más polémica con la llamada desmonetización al sacar de circulación los billetes de 500 y 1000 rupias que representaban en su momento alrededor del 85% de la moneda en circulación buscando reducir la falsificación, digitalizar más transacciones en la economía y formalizar el pago en los comercios que se han visto obligados a habilitar el pago con tarjeta de crédito o desde los celulares para no perder ventas.

Pero la senda decrecimiento en la India no está libre de riesgo, recientemente el FMI internacional redujo su proyección de la economía en 1% en 2016 y 0.4% en 2017 por la expectativa de un choque negativo en el consumo debido a la desmonetización. Y no se puede descontar que otro de los riesgos potenciales para el crecimiento indio en los próximos años, es saber que tanta inversión extranjera directa y no de portafolio puede migrar de nuevo a Estados Unidos a partir de la elección de Donald Trump.

Si la India será el nuevo motor del mundo está por verse, en mi opinión en los próximos dos años vamos a ver tasas de crecimiento muy similares de crecimiento entre la India y China, lo cual no es malo ya que permite diversificar la demanda por commodities y exportaciones y no depender únicamente de un país, adicionalmente será importante mantener la mirada en la recuperación de Brasil y su impacto en el mercado mundial para ver si el bloque de los BRICS será protagonista del futuro mundial, tal y como se esperaba hace 5 años.

Es es todo por hoy, que tengan un gran fin de semana,

Gregorio Gandini

Si están interesados en ver la última actualización de las proyecciones del FMI: http://www.imf.org/external/spanish/pubs/ft/weo/2017/update/01/pdf/0117s.pdf

*Si quieren ser incluidos en nuestra lista de correo para recibir novedades de nuestras publicaciones aquí y en nuestro canal de youtube por favor llene los datos en es te link: https://www.rogue-economist.com/contacto/

*Este post refleja la opinión de su autor y no debe tomarse como una decisión de inversión.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.