Oro! Es hora de volver a pensar en el.

Hola, bienvenidos de nuevo!

Tan pronto me tomé mi primer cafe de la mañana del lunes, el oro me recibió marcando precios por encima de 1.300 USD por onza, generando valores máximos de más de un año y continuando un tendencia creciente originada desde diciembre del año anterior. La verdadera pregunta es, ¿Que ha impulsado este aumento de precio?. Este crecimiento en la demanda se ha originado por las expectativas de los inversionistas que la Reserva Federal mantenga las tasas bajas, lo que a su vez debilita el dolar.

Esta expectativa se deriva particularmente del discurso que ha mantenido la FED en lo corrido de 2016, donde se ha mostrado extremadamente cauto en la decisión de aumento en las tasas de interés principalmente ante el lento crecimiento mundial. La muestra más clara de esto es que durante enero las expectativas de los agentes del mercado se encontraban en 4 aumentos de tasas en 2016 y en en las últimas encuestas se encuentran en 2 y para algunos en 1.

Datos Bloomberg. Elaboración propia

En el Gráfico se puede observar el crecimiento que ha experimentado el oro en lo corrido del 2016, soportado no solo por las políticas de bajas tasas de la FED, sino con las tasa negativas en el Banco de Japón y el BCE. Adicionalmente, en la gráfica se presenta el comportamiento que ha tenido el índice del dólar spot calculado por Bloomberg, este índice sigue el comportamiento de una canasta de las principales divisas contra el dólar lo que permite ver un comportamiento general de la divisa.

Lo he incluido en el análisis por que me parece interesante hacer notar que para el mismo periodo desde enero de 2016, parece estar volviendose a ver una correlación negativa entre el oro y el dólar, lo que permite inferir que los mercados han vuelto a ver en el oro un refugio del dólar.

¿Pero que podemos esperar en el futuro? En primer lugar, es que si la FED continúa basando sus decisiones en la dinámica del crecimiento global, es muy probable que aumenten las tasas solo una vez este año. Segundo, en Japón no se percibe una continuación de tasas en terrenos negativos, mientras se evalúa el impacto real de esta apuesta en política monetaria, todo esto enmarcado en un contexto de desaceleración del crecimiento mundial. Por lo que mi expectativa es que se presente un aumento en la demanda por el oro, a medida que más inversionistas buscan refugio de las tensiones en el petróleo y la falta de decisión de la FED.

Mi visión al respecto es que mientras el mundo contiene la respiración por el petroleo y los movimientos geopolíticos en oriente medio hay que ampliar el espectro he incluir dentro de los análisis de nuevo al oro y aprovechar las oportunidades que se presenten.

Saludos a todos y nos vemos la semana siguiente.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.